Saltear al contenido principal

¿Cómo se manifiesta la ansiedad?

Síntomas de la ansiedad y Trastorno de Ansiedad Generalizada

Todos poseemos sentimientos de ansiedad, preocupación y miedo en ocasiones. Suelen ser respuestas normales a ciertas ocasiones. Entre otras cosas, podemos preocuparnos por una entrevista de trabajo o por realizar pagos a tiempo. Estos sentimientos tienen la posibilidad de ofrecerle conciencia de los peligros y de lo que debe llevar a cabo en una circunstancia complicado o dañina.

La ansiedad en el cerebro

Nuestro cerebro responde a una amenaza o riesgo liberando hormonas del estrés como la adrenalina y el cortisol. Inclusive si el riesgo no existe, estas hormonas causan los indicios físicos de ansiedad. Cuando la circunstancia amenazante haya cesado, el estado físico va a volver a la normalidad.

Pero si tenemos un trastorno de ansiedad, estos sentimientos de miedo y riesgo tienen la posibilidad de ser continuos e interrumpir nuestra rutina día tras día mucho después de que la amenaza haya desaparecido. Tienen la posibilidad de hacernos sentir que las cosas están peor de lo que verdaderamente son.

La vivencia de cada individuo con los trastornos de ansiedad es diferente. No todas la personas que sufren un trastorno de ansiedad experimentarán los mismos indicios.

Los indicios mentales de ansiedad puede ser:

  • Pensamientos acelerados
  • Exceso de pensamiento incontrolable
  • Dificultades para concentrarse
  • Sentimientos de pavor, pánico o ‘perdición inminente’
  • Sentirse irritable
  • Mayor alerta
  • Problemas para dormir
  • Cambios en el apetito
  • Querer huir de la circunstancia donde está, y disociación.
  • Si se disocia, puede sentir que no está conectado con su cuerpo. O como si estuvieras observando las cosas que suceden a tu alrededor, sin sentirlo.

Los indicios físicos de la ansiedad:

  • Transpiración
  • Respiración pesada y rápida
  • Sofocos o rubor
  • Boca seca
  • Sacudida
  • Pérdida de cabello
  • Latidos cardíacos acelerados
  • Cansancio radical o falta de energía
  • Mareos y desmayos
  • Dolores de estómago y náuseas.

De todos los tipos de ansiedad que hay, a lo mejor el que más tratamos en nuestro centro de psicología en Alcorcón es el TAG (Trastorno de ansiedad generalizada). En esta ocasión vamos a explicar un poco en qué radica, en otro post hablaremos de otros trastornos de ansiedad:

El TAG es habitual. El síntoma primordial del TAG es preocuparse bastante por distintos ocupaciones y eventos. Esto puede parecer que está fuera de nuestro control. Nos sentimos ansiosos la mayor parte del tiempo tenemos este trastorno. Es normal que nos sintamos “nerviosos” y alerta de manera continua.

Esto puede perjudicar la vida día tras día. Limita nuestra capacidad para trabajar, viajar a sitios o salir de casa. Además podemos cansarnos más de lo normal o tener inconvenientes para dormir o concentrarnos. Es viable que tengamos indicios físicos, como tensión muscular y sudoración.

Es habitual tener otras dolencias, como depresión u otros trastornos de ansiedad, que están relacionados con el Trastorno de Ansiedad generalizada.

El TAG puede ser complicado de diagnosticar a priori, porque no muestra los indicios de otros trastornos de ansiedad. Posiblemente el profesional diagnostica con TAG si la persona se siente ansiosa a lo largo de la mayor parte de los días a lo largo de seis meses y tuvo un encontronazo negativo en su día a día.

En otra ocasión hablaremos más a detalle sobre el Trastorno de ansiedad Generalizado.

En nuestro centro de Psicólogos en Alcorcón, somos especialistas en trastornos de ansiedad. Ponte en contacto con nosotros sin compromiso y te ayudaremos a afrontar dicha situación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver arriba

Send this to a friend