Saltear al contenido principal

Conociendo un poco más la ansiedad

¿Qué es la ansiedad?

Inquietud, nerviosismo, preocupación, temor o pánico. Son algunos de los síntomas que identificamos al hablar de ansiedad.  Pero ¿Qué es lo que realmente la ocasiona?

La ansiedad ocurre cuando una persona teme que algo malo va a suceder. Y aunque todos estamos familiarizados con ella, no es fácil de definir.

Podemos entender la ansiedad como una respuesta anticipatoria a una amenaza futura. Para aquellos que sufren trastornos de ansiedad, las preocupaciones constantes pueden hacer que se sientan abrumados por cualquier “pequeña” cosa.

Es normal sentirse ansioso en algunos momentos, en especial, si tu vida es estresante. Sin embargo, la ansiedad y la preocupación excesiva y continua,  pueden ser signo de un trastorno de ansiedad generalizada.

 

¿Cómo afecta la ansiedad?

En muchos casos las personas con ansiedad llegan a sentirse incomprendidas y solas y evitan hablar de sus preocupaciones creyendo que los demás no podrían entenderlas. Incluso dejan de ir a lugares y practicar actividades que les gustan.

Esto hace que poco a poco se vaya generando una situación de aislamiento y entonces ese sentimiento de soledad se potencia.

Los trastornos de ansiedad pueden hacerse crónicos si persisten los acontecimientos estresantes que los han provocado o se mantienen estilos de pensamiento que ocasionan un temor a la presentación de los síntomas, creándose un círculo vicioso entre la ansiedad y el temor a presentarla.

Síntomas de la ansiedad

Los síntomas del trastorno de ansiedad generalizada pueden variar. Desde nuestro centro de psicólogos en Alcorcón te exponemos algunos de ellos: 

-Preocupación o ansiedad persistente por determinados asuntos.

-Pensar demasiado los planes e imaginar la peor solución posible.

-Percibir situaciones y acontecimientos como amenazantes, incluso cuando no lo son.

-Dificultad para lidiar con situaciones de incertidumbre.

-Incapacidad para dejar de lado u olvidar una preocupación.

-Incapacidad para relajarse, sensación de nerviosismo y de estar al límite.

-Dificultad para concentrarse. 

¿Cómo podemos ayudar?

Aunque las personas con ansiedad intenten ocultar en un primer momento sus emociones. Escucharlas es esencial.  Por tanto, es muy importante que sepan que no las vamos a juzgar. Estamos ahí para entenderlas y debemos permitir que se expresen.

Es fundamental comprender que la ansiedad no desaparece de la noche a la mañana, es un proceso que requiere tiempo y durante el cual debemos aportar nuestra compañía y dedicación.

Normalizar lo que sucede es un factor clave a la hora de tratar la ansiedad. Debemos mostrarnos empáticos y abiertos, escuchando con disposición.

En nuestro centro de psicólogos en Alcorcón te guiamos de manera profesional para comenzar a mejorar y gestionar la ansiedad.

 

Otros tipos de ansiedad

 

Cabe destacar que además de la ansiedad generalizada, existen otros muchos tipos, como son: 

Trastorno de pánico: Causa sentimientos repentinos de terror aun cuando no hay ningún peligro real. 

-Trastorno obsesivo-compulsivo: Provoca un impulso abrumador de repetir ciertas conductas.

-Trastorno por estrés postraumático (TEPT): Afecta a personas que han vivido o presenciado un evento traumático.

-Fobias: Las personas con fobias sienten una preocupación irracional y toman medidas para evitar el supuesto peligro. También pueden experimentar una ansiedad inmediata al encontrarse con la situación o el objeto que temen.

 

Recuerda que existen terapias eficaces para los trastornos de ansiedad que pueden ayudar a la mayoría de las personas que los padecen a llevar vidas productivas y plenas.

Si buscas un profesional de la psicología especialista en problemas de ansiedad en Alcorcón, en Psicología LQO contamos con los mejores profesionales. 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver arriba

Send this to a friend