Saltear al contenido principal

Ansiedad silenciosa ¿qué es?

¿Sabías que muchas personas de nuestro entorno podrían estar padeciendo un trastorno de ansiedad y ni siquiera lo sospechamos? La ansiedad es un problema continuo, muchos pacientes padecen la enfermedad durante más de cuatro años. La mayoría de estos pacientes admite que simplemente intentan seguir adelante con su rutina en vez de buscar ayuda para el problema, a pesar de que la enfermedad inevitablemente afecta a la vida personal y al trabajo.

¿Quieres saber si tú o una persona cercana esta padeciendo una ansiedad silenciosa?

¿Te preocupas demasiado?

La preocupación puede ser algo normal, todos reflexionamos a lo largo de los días, pero si ese estado se vuelve permanente y pasa a ser constante ocupando la mayoría de tus días y llevas así 5 y 8 meses, podríamos estar hablando de un trastorno de ansiedad generalizada. Los motivos de estas preocupaciones pueden ser muy dispares entre sí, no tienen que estar relacionados.

¿No puedes controlar tu ansiedad?

Aun intentando manejar los momentos de ansiedad con meditaciones o respiraciones profundas, sientes que no puedes dominarla. Las preocupaciones siguen estando presentes y no desaparecen. Las personas que sufren esto, rara vez piden ayuda y no suele ser fácil distinguirlas, ya que suelen seguir adelante con esos problemas mientras arrastran ese saco de piedras que en algún momento les pesará demasiado como para continuar. Cuando el saco se rompe, es cuando la ansiedad estalla y suelen pedir ayuda profesional a un psicólogo especialista en ansiedad.

Problemas de concentración

Puede que a esa persona le sea difícil concentrarse en el colegio o en el trabajo, su mente suele dispersarse y no suelen prestar demasiada atención. A menudo olvidan las cosas que se le dicen e incluso tienen que leer varias veces algo porque su mente es incapaz de mantener la atención y divaga. Es más que probable que estas personas estén preocupándose por algo del futuro en vez de estar presentes en lo que ocurre en el momento.

Se enfadan demasiado

Estas personas a menudo están irritables ante cualquier cosa. Es normal que reaccionen de manera exagerada ante situaciones que no tienen demasiada importancia. La paciencia es casi inexistente y saltan por cualquier cosa. Es como si estuvieran de mal humor casi todo el día.

Demasiado perfeccionistas

Otro signo de la ansiedad silenciosa es la baja autoestima. Las personas que la sufren sienten que nada de lo que hacen es lo suficientemente bueno. Sienten una presión constante para desempeñarse con los mejores estándares en todas las áreas de la vida y es ambiciosa, perfeccionista y decidida en su forma de hacer las cosas. Suelen enfadarse o molestarse si alguien pretende sacarles de su rutina o manera de emprender las cosas.

Sueño de mala calidad

Las personas con ansiedad silenciosa suelen dormir mal. Su sistema nervioso está sobrecargado, y por ello pueden tener respuesta de sobresalto exagerada si alguna cosa les interrumpe el sueño una vez que se han dormido. La mayoría trata de dar la espalda al problema del sueño tomando pastillas, pero eso no evita en ningún momento el problema de ansiedad.

 

Si crees que estás padeciendo Ansiedad Silenciosa, no esperes a tener un problema mayor. Si necesitas ayuda profesional, en el centro de Procólogos de Alcorcón Lidia Quindós, estamos para ayudarte.

Lidia Quindós, Psicóloga en Alcorcón

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver arriba

Send this to a friend